Cáncer de ovario

Información

Sobre el cáncer de ovario

El cáncer de ovario es un tumor maligno que se puede originar en los ovarios, trompas de Falopio o peritoneo. El tipo más común de cáncer de ovario es el cáncer epitelial, que representa el 90% de los casos.
El cáncer de ovario es el octavo cáncer más común en las mujeres de todo el mundo y el séptimo más frecuente en Argentina. Se diagnostican 2.200 nuevos casos por año en nuestro país. Afecta principalmente a mujeres posmenopáusicas de más de 50 años, pero puede aparecer a cualquier edad.

 

 

Síntomas del cáncer de ovario

En sus primeros estadios, el cáncer epitelial de ovario puede tener pocos o ningún síntoma, lo cual dificulta el diagnóstico. Los síntomas se observan más comúnmente en una fase avanzada de la enfermedad y pueden incluir: dolor abdominal o pélvico, sangrado vaginal anormal, estreñimiento, abdomen distendido o hinchazón abdominal que no mejora, diarrea, sensación de cansancio extremo, necesidad frecuente de orinar, pérdida del apetito, sentirse llena poco después de comenzar a comer, dificultad para respirar.
Si presenta algunos de estos síntomas es importante que consulte con su médico de cabecera o ginecólogo. Sin embargo, es importante recordar que estos síntomas son comunes en las personas que no tienen cáncer epitelial de ovario y que también pueden ser causados por otras enfermedades.

 

 

Causas y factores de riesgo para desarrollar cáncer de ovario

La causa exacta del cáncer de ovario se desconoce, pero se han identificado varios factores de riesgo para el desarrollo de la enfermedad.

Entre los factores que pueden aumentar el riesgo de cáncer de ovario se encuentran:

  • Antecedentes familiares como madre o hermana que hayan tenido cáncer de ovario, útero o mama.
  • Edad: las mujeres mayores de 50 años tienen un riesgo mayor. La mayoría de los cánceres de ovario se detectan después de la menopausia.
  • Factores hormonales: no haber tenido hijos, no haber tomado anticonceptivos, comienzo de menstruaciones a edades tempranas o inicio de la menopausia de manera tardía.
  • Factores genéticos: ciertos rasgos genéticos pueden aumentar el riesgo. Las mujeres con mutaciones en los genes BRCA 1 o BRCA2 tienen un riesgo de desarrollar cáncer de ovario que va del 23% al 54%.
  • Problemas ginecológicos previos como quistes ováricos o endometriosis.
  • Estilo de vida: obesidad, sedentarismo, tabaquismo.

Es importante recordar que el hecho de tener un factor de riesgo no significa que se vaya a padecer cáncer con seguridad. Por el contrario, el hecho de no tener ningún factor de riesgo no significa que nunca se vaya a padecer cáncer. Los factores de riesgo pueden aumentar el riesgo de padecer la enfermedad.

 

¿Cómo se diagnostica el cáncer de ovario?

Ante síntomas de alarma, su médico le realizará un examen físico y, de ser necesario, le solicitará estudios que pueden incluir una ecografía pelviana o transvaginal, tomografía computada, resonancia magnética y análisis de sangre para detectar niveles elevados de la proteína Ca 125.
Para confirmar el diagnóstico y determinar la etapa o estadio en la que se encuentra la enfermedad es necesario realizar una cirugía de exploración del abdomen y pelvis o en algunos casos una toma de biopsia.

El cáncer de ovario se estadifica de acuerdo con el tamaño del tumor, el compromiso o no de los tejidos circundantes al ovario llamado peritoneo, la afectación de los ganglios linfáticos y el hecho de que se haya diseminado a otras partes del cuerpo fuera de la cavidad abdominal. Esta información se utiliza para ayudar a decidir el mejor tratamiento.

 

 

¿Se puede prevenir el cáncer de ovario?

El cáncer de ovario es difícil de prevenir en la población general. No disponemos de métodos eficaces para realizar el diagnóstico precoz o tamizaje para la detección temprana de esta enfermedad.

En aquellas mujeres portadoras sanas de ciertas mutaciones como los genes BRCA 1 y BRCA 2 si pueden realizarse estudios para detección precoz y cirugías para reducir el riesgo a desarrollar la enfermedad.

¿Cómo se trata el cáncer de ovario?

En la actualidad disponemos de múltiples herramientas terapéuticas para tratar a las pacientes con diagnóstico de cáncer de ovario. Entre las opciones disponibles, la cirugía tiene un rol muy importante en la evolución y pronóstico de las pacientes. También existen distintas opciones de tratamiento médico como quimioterapia y terapias blanco dirigidas que permiten prolongar la supervivencia y mejorar la calidad de vida de las pacientes.

Es muy importante remarcar la importancia que tiene en la evolución de las pacientes con cáncer de ovario la atención en centros especializados y el manejo en equipos multidisciplinarios.

 

Dra. Ana Laura Mendaña
Oncóloga clínica
(MN 135.188)

Mayo 2021

 

×

Powered by WhatsApp Chat

× QUIERO DONAR